sábado, 15 de octubre de 2011

Santa Teresa

Ayer estuvimos de celebración en el Colegio de Abogados, por ello, los compañeros que seguís este blog, y que estuvisteis conmigo, entendereis la razón de que haya faltado, por primera vez desde que se inició, la entrada correspondiente.
Como decía, ayer celebramos los Actos de nuestra Patrona, se homenajeó a los Letrados que llevan 25 años en la profesión, a la compañera, miembro de la Junta de Gobierno, que ha dejado el ejercicio, el reconocimiento a sus "primeros" 25 años con nosotros a Carlos Rodríguez, CARLOS, a tres Letrados por su labor en el Turno de Oficio, la Agrupación de Abogados Jóvenes al Letrado prominente por su labor en favor de los abogados jóvenes y se procedió a la imposición de la togas y jura de los nuevos abogados.
Este año ha sido de la Juras con más incorporaciones, y no os voy a aburrir con las razones, todos las conoceis sobradamente.
Luego nos fuimos a la Cena de Hemandad, y la verdad es que, yo, personalmente, me lo pasé "de muerte" y como hablo por los codos, esta mañana mi voz, está ausente de mi garganta. Es lo que tiene la fiesta.
Al final de la noche se me acercó una mujer muy joven y guapa y me preguntó si la recordaba, os prometo que sí la conocía, pero, como es innegable que estoy haciendome mayor, no conseguí ubicarla, hasta que ella me lo aclaró, había sido una de nuestras anfitrionas en el Congreso de Derecho Penal al que asistí en Salamanca en marzo pasado.
Ahora es compañera, ayer juró y ha comenzado este año la Escuela de Práctica, está, como todos, al principio, asustada y temerosa del futuro, pero me consta, y así intenté transmitirselo, tanto a ella, como a mi ahijada Mamen, que por fortuna, en Badajoz, la inmensa mayoría de los Letrados, lo primero que somos es compañeros (ya se que en todos los cestos hay manzanas podridas, pero podemos conseguir entre todos que cada vez sean menos). Yo espero que ella, dentro de 17 años, si sigue el ejercicio profesional, pueda decir lo mismo que yo digo hoy.

No hay comentarios: