domingo, 12 de febrero de 2012

Whitney Houston

Cuando yo era estudiante, allá por los años ochenta del siglo XX, su voz surgió como un torrente imparable y emocionante.
En aquella época yo vivía en Madrid y me era fácil ( aunque caro ) poder asistir a algunos conciertos de estrellas internacionales de la Música, tanto moderna como clásica y, entre ellos, el primero que dio esta diva en España, el 29 de junio de 1989, en una Plaza de Las Ventas llena a rebosar.
Mucho antes de El Guardaespaldas, cuando era inocente y tenía una voz y un ritmo increíbles, se movía como una pantera y sonaba como los ángeles, poseía un alma que fue perdiendo a jirones en una vida de abusos infligidos y autoinfligidos. Es una pena que se malgaste así el talento.
Hoy, con ella, se ha ido uno de los referentes musicales de mi juventud.
Descanse En Paz.
Entonces todo era más duro y difícil de hacer, pero la vida era infinitamente más sencilla, 23 años parecen poco o mucho, depende de la perspectiva.

No hay comentarios: