lunes, 6 de octubre de 2014

Nueva semana.

No bien ha terminado una, sin solución de continuidad, comienza la siguiente, y los problemas, en lugar de decrecer, aumentan.
El viernes me despedí de mis padawans con la cita a las 10 de hoy en el despacho para dedicarnos a sacar papel, sin embargo, me he visto en la necesidad de alterar todos los planes.
Esta mañana he estado haciendo una instructa de un requerimiento notarial para recabar documentación de un expediente administrativo.
La tarde ha sido dedicada, por completo, a sacar papel y casi hemos conseguido limpiar la mesa. y digo casi, porque quedan un par de cosas por terminar.
Hoy es de esos días en que me admiro de la capacidad de los abogados para saltar del civil al penal, del mercantil al contencioso, y sin despeinarse siquiera.
Cuando se dice que servimos para todo, es completamente cierto.

No hay comentarios: