martes, 9 de septiembre de 2014

Esperar o no.

Tras el paréntesis festivo y feriado, hoy retomando la normalidad, me he topado con una pregunta de un cliente difícil de responder.
Tratamos de un piso adjudicado a la ex, que paga tarde mal y nunca su parte de la hipoteca. El cliente harto, quiere hacer algo, pero ¿dejamos de pagar y que se quede el piso el banco?, :¿negociamos con el banco? ¿ponemos el piso en venta?.
En cualquier caso el problema es cómo salir de la prisión hipotecaria.
¿Esperamos unos meses?, ¿actuamos ahora?, ¿hablamos con ella?, ¿lo hacemos con el banco?.
Todo depende de un tercero que no tiene ni odios ni rencores, que no le importa otra cosa que el dinero y que los dramas personales le resbalan.
Así que el dilema persiste, esperamos un poco de tiempo o empezamos a actuar para desembarazarnos del yugo hipotecario.

No hay comentarios: