miércoles, 6 de febrero de 2013

Leer a medias.

Esta mañana, y parte de la tarde, las hemos tenido que emplear, un compañero, su alumno, mi alumno y yo recurriendo una resolución dictada por leer a medias un artículo de la Ley de Enjuiciamiento Civil.
Si todos, empezando por mi, y terminando con el Presidente del Tribunal Supremo, hiciéramos lecturas comprensivas (si, de las de después redactar el comentario de texto) seguro que nos ahorrábamos muchos recursos y malentendidos.
Se evitaría la sensación habitual que me embarga con determinadas resoluciones, si reduzco al absurdo el contenido de la misma, la Sala estima "procedente" que s un tercero paga por un condenado, se entiende que paga el condenado.
Así, esta tarde me rondaba la idea, sentada la premisa anterior, de ofrecerme a cumplir unos meses de prisión en lugar de un narco, a cambio de un "módico" precio, que la situación está muy fastidiada en lo crematístico.
;))))

No hay comentarios: