martes, 28 de mayo de 2013

Otra vez

Mañana me enfrento, por enésima vez, a una de las protagonistas de mis primeros posts, la de las excesivas explicaciones sobre la razón por la que calzaba zapatillas de boatiné para una comparecencia judicial.
Esta mujer, siempre enfrente de mi, me ha proporcionado muchas cosas desagradables y algunas estupendas.
Ahora la tengo en el lugar que más me gusta, como denunciada en un juicio de faltas, así que, dado su temperamental carácter, creo que gozáremos de un interrogatorio entretenido, y será ante mi Magistrada de Instrucción favorita, Premio Limón por aclamación en el Foro.
La vista de mañana, si no me confundo, va a ser memorable, la gata con puñetes tratando de imponerse a la gata del boatiné.

No hay comentarios: