martes, 18 de diciembre de 2012

Derecho de familia obsoleto.

No es la primera, ni será la última vez, que desde aquí, alzo mi voz contra la obsolescencia del derecho de familia, especialmente en lo referente a relaciones paterno filiales y alimentos.
Seguimos con el mismo régimen, vicios y tics, desde hace treinta y un años, y en este tiempo la sociedad ha cambiado radical y profundamente.
Las custodias automáticas para las madres, los alimentos exclusivamente manejados por las madres, que además lo deciden todo sobre el menor en solitario.
En definitiva una patria potestad vaciada de contenido por un ejercicio omnipotente de la guardia y custodia.
Ella decide si se ve o no a los menores, y si no permite las visitas, nadie le hace nada, lo más, tras varias, muchas, demasiadas denuncias, le ponen una multa que paga con cargo a los alimentos de sus hijos.
Nadie controla que ella "ponga" su mitad de alimentos, y no me sirve la demagogia de que convive con ellos, pues de ese dinero abonado por el padre se paga luz, agua, comida, etc, de la que ella también usa.
Reformas legales si, pero las necesarias, no las electoralistas, las realizadas a golpe de titular, ni las caprichosas del Ministro de turno.

No hay comentarios: